top of page
Buscar

Shopper Experience : Ecommerce

Claves para atraer y retener clientes a través de la experiencia de compra.


Vender más en eCommerce es un trabajo que requiere una estrategia con foco en el consumidor.

El eCommerce o los comercios digitales han tenido un impulso acelerado producto de la pandemia. El mundo se ha volcado al canal online y este hábito adquirido seguirá creciendo más rápido de lo que se esperaba.


Esto ha impactado positivamente en todos los que forman parte del ecosistema digital y represento la posibilidad para muchas empresas de seguir comercializando sus productos y servicios durante la pandemia.


Para seguir creciendo en el canal online no solo hace falta tener la tienda y contar con la tecnología, los expertos afirman que la clave esta en ofrecer una experiencia de compra “sin fisuras” para conseguir clientes fieles cuyo resultado se traduce en recompra y recomendación, dos acciones claves de facilitan crecer en clientes y ventas de forma sostenida.


 


Experiencia de Compra


La experiencia de compra es la suma de todas las experiencias que el cliente tiene con una marca a través de todos sus canales o puntos de contacto: sitio web, redes sociales, apps, call center, etc. Es la percepción que se crea de la misma a través de sus comunicaciones, productos y servicios desde el momento de la búsqueda, el descubrimiento, la compra, la recepción y la prueba de los mismos. Es una única experiencia omnicanal, luego de la cual va a crear una nueva percepción de la marca y decidirá si vuelve a comprar y a recomendar.


Las empresas deben entender que la experiencia de compra no es con el canal, sino con la marca. Una buena experiencia de cliente puede convertirse en tu mejor aliada, no solo para diferenciarte de tu competencia, sino para “vender más y mejor”.


Se recomienda trabajar en:


  1. Plataforma: contar con la tecnología adecuada que me permita hacer frente a la demanda, adaptada a las necesidades del cliente.

  2. Unificación de la marca: la comunicación de marca debe ser una, no importa el canal.

  3. Conocer a tu cliente: es necesario identificar a través del proceso de compra los KPIs (indicadores claves de rendimiento) para poder determinar la satisfacción del cliente en todas las etapas del proceso de compra y luego utilizar esos insights para mejorar procesos.

  4. Journey personalizado: trabajar sobre los indicadores y diseñar un “viaje hacia la compra” sin fisuras. Diseñar journeys cortos que permitan al cliente encontrar lo que necesita de forma sencilla e intuitiva y así convertir más. Utilizar lo que sabemos de él para ofrecer una experiencia personalizada, analizando data como geolocalización, intereses, últimas compras, carritos sin finalizar, entre otra información que se tenga disponible.

  5. Optimización continua: trazar una estrategia centrada en el cliente con foco en crear valor. De esta manera nos “obligamos” a sostener el trabajo en el tiempo y este debe contar con el aprendizaje continuo que nos llevará a incorporar mejoras para lograr clientes felices.

Brindarle a los clientes una “inmejorable” experiencia de compra se traducirá sin duda en mayores ventas, porque logramos clientes dispuestos a repetir, compartir la experiencia, recomendarla. Estas prácticas permitirán atraer nuevos contactos, incrementar el ticket promedio, mejorar la conversión y aumentar la cuota de mercado.

Komentar


bottom of page